Habilitan nuevo acceso al Parque Nacional Conguillío

Hace 61 años, para llegar hasta el Parque Nacional Conguillío sólo había huellas de sendas para los vehículos que se aventuraban. Luego, se habilitó su entrada principal, por Melipeuco y, posteriormente, se agregaron accesos por Vilcún y Curacautín. Sin embargo, el último permitía la circulación de automóviles livianos sólo en verano, ya que en invierno era imprescindible transitar en 4×4. Esto cambiará a partir de esta temporada, con un completo mejoramiento vial de esta área natural protegida de la Región de La Araucanía.

Conguillío tiene 60.833 hectáreas de bosques de araucarias, lagunas, montañas y formaciones de lava volcánica. Su territorio es compartido por las provincias de Malleco y Cautín, entre las comunas de Curacautín, Lonquimay, Vilcún, Cunco y Melipeuco. Hasta hace unas semanas, cuando se consolidaron los trabajos con maquinarias para el ensanche y afiatamiento del ripio en la ruta desde Curacautín, el principal acceso era por Melipeuco.

Esto obligaba a los turistas que ingresaban por el lado norte y poniente para salir a la carretera, llegar hasta Temuco y luego acceder a la reserva por el lado sur, hasta Melipeuco. Con el nuevo camino por Curacautín, explica el director regional de Sernatur, Sebastián Alvarez, se verán beneficiados muchos habitantes, como el caso de los argentinos, donde la idea es “poder vincular un circuito turístico desde el ingreso de Pino Hachado por Lonquimay-Curacautín, luego ir a Melipeucco y salir por Icalma, en el lado de Melipeuco-Curarrehue”.

Los turistas nacionales pueden acceder ahora desde el sur y salir por el lado norte de la reserva, o en sentido contrario, pudiendo así disfrutar de todo el territorio, que contempla bosques de araucarias, canelos y lengas, y que permite apreciar el volcán Llaima, con sus 3.125 metros de altura, el lago Conguillío, y las lagunas Verde, Carén y Arcoíris.

Via | La Tercera
Foto | Paper Blog